Cargando el contenido...

2018-04-05    10:11:14

Productores de vehículos pesados alistan propuestas para candidatos

Por Diana Domínguez Galván

México, 5 Abr (Notimex).- Los productores de vehículos pesados del país tienen una propuesta con cinco puntos para resolver la problemática “estructural” en el sector del autotransporte de carga, que deben ser resueltos en el siguiente sexenio y que presentarán a los candidatos presidenciales.

En entrevista con Notimex, el presidente de la Asociación Nacional de Productores de Autobuses, Camiones y Tractocamiones (Anpact), Miguel Elizalde, explicó que hoy en día el sector enfrenta retos muy complejos.

Entre ellos destacó la liberación en 2019 a la importación de vehículos usados, prevista en el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), hasta la normatividad y la composición de los combustibles para la renovación vehicular.

En ese sentido, añadió que se trata de un sector en el que se mueve el 80 por ciento de carga del país y más del 90 por ciento de pasajeros, pero presenta hoy en día problemas estructurales que merecen la atención de los gobiernos.

El líder del sector explicó que el primer reto es la liberación de los precios de los combustibles, ya que ello genera elevados gastos de operación; otro es el tipo de cambio, variable que también ha impactado a los transportistas y a la industria de fabricantes de camiones.

Otro de los retos, dijo, es que en materia de carga es un sector altamente atomizado, en donde miles de microempresas que tienen de uno a cinco vehículos les falta profesionalización, lo que impacta en la competitividad del autotransporte, al ser el principal actor de al cadena logística en México.

Y es que alrededor del 30 por ciento de los vehículos que entran al mercado nacional son unidades importadas usadas procedentes de Estados Unidos, con una antigüedad promedio de 16 años, lo que representa una variable más a analizar.

Este 2018 es un año muy importante porque se publicó la nueva Norma 044 de Semarnat y la nueva Norma 012, explicó, lo que implica mayor seguridad y mejoras para el medio ambiente, se requiere de una inversión inicial mayor con los nuevos dispositivos que tienen que tener todos los vehículos pesados.

“Si a eso se agrega que en 2019 se abre la importación de vehículos usados sin límites de antigüedad a la unidad”, y si se considera que la flota actual es de 16.5 años en promedio en pasaje y 18.5 años promedio en carga, “es un problema estructural que nos afecta a todos”.

Ante ello, dijo que la propuesta plantea la necesidad de una solución integral que tenga un “verdadero impacto”, porque se necesita un autotransporte más seguro, más amigable con el medio ambiente y más competitivo, para que impulsen a las empresas a mover todos los productos que genera la economía.

En primer lugar, refirió que para 2019 debe de ser obligatorio el diesel de ultra bajo azufre de menos de 15 partes por millón, toda vez que los nuevos vehículos que se fabrican se están produciendo con motores que requieren ese tipo de combustible para su eficiente funcionamiento, de lo contrario no pueden ser comercializados.

Además de esta nueva norma ambiental, viene también el reto de las condiciones físico-mecánicas para la seguridad en el autotransporte, el tema del robo al mismo que se ha incrementado, así como la atomización del sector.

Al venirse los cambios obligatorios en las normatividades, dijo que los autotransportistas consideran que incluso se debe de empezar a trabajar desde la actual administración y los candidatos deberían de considerar los puntos que presente la industria.

El primero de los cinco puntos de la propuesta del sector, dijo, son “incentivos verdes” dirigidos a las tecnologías más modernas que impulsan los beneficios calculados por la normatividad de Semarnat en al Norma 044.

Dijo que la dependencia calculó beneficios de 1.6 billones de pesos, mismos que solo se van a lograr si se usa una tecnología más avanzada, porque de no haber incentivos se va a complicar la renovación de la flota porque ello requiere de mayor inversion inicial.

El segundo punto que contiene la propuesta es el financiamiento, que sea atractivo para el micro y pequeño transportista. “Los programas de financiamiento de la banca de desarrollo se pueden potenciar con tasas más atractivas para los pequeños empresarios y que complementen los financiamientos que ya ofrecen las financieras de marca”.

El tercer punto habla de la profesionalización, en donde la Anpact llevó a cabo un esquema de profesionalización en la Ciudad de México que, consideran, se puede replicar en el resto de la República.

El programa ofrecía capacitación a los micro y pequeños transportistas en su domicilio, otorgaba una computadora con software administrativo que involucraba el manejo de una micro empresa de transporte y la facturación electrónica.

Todo ello, enfocado a mejorar la administración de las empresas de autotransporte y capacitación del chofer para que las empresas, sobre todo las mas pequeñas, puedan tener un negocio rentable.

El cuarto punto tiene que ver con el marco regulatorio, el cual necesita continuar su actualización para que fomente la competitividad, la modernización y la profesionalización del sector.

Por ejemplo, consideran que deben seguirse trabajando las normas de dispositivos de seguridad para vehículos nuevos, respecto a lo que vivimos en relación con el mundo, que exista una homologación normativa y que las autoridades puedan alinear las normas a nivel federal.

Mientras que el quinto punto es la supervision normativa, y en su conjunto están diseñados para impulsarse en forma integrada, para que efectivamente avance el sector hacia la competitividad que necesita y puedan enfrentarse los retos venideros.




NTX/DDG/JKM/AUTOS17/